El conseller Arcadi España visita las obras del tramo subterráneo de la Línea 10 de Metrovalencia

Publicado el
Archivado en Noticias, Noticias FGV, Noticias Metrovalencia.

  • El conseller asegura que los trabajos de esta línea estarán finalizadas el último trimestre de 2021 y que posteriormente se realizarán las pruebas previas a la puesta en funcionamiento
  • El titular de Transportes ha anunciado que la Generalitat destinará más de 50 millones de euros a mejorar la seguridad de la red del metro

El conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad, Arcadi España, ha visitado las obras del tramo subterráneo de la Línea 10 de Metrovalencia, que unirá la estación ubicada en la calle Alicante con el barrio de Natzaret.

El conseller ha adelantado que “las obras de esta línea estarán finalizadas el último trimestre de 2021, ya que la crisis sanitaria ha provocado algún retraso en los trámites administrativos así como la ralentización de los trabajos debido a las medidas de seguridad que se han debido implementar. Tras la finalización de las obras, se realizarán las pruebas previas a la puesta en funcionamiento”.

En declaraciones del conseller, el transporte público sigue avanzando “tanto en medidas de seguridad adoptadas por el Covid, como en la mejora de las infraestructuras, como es el caso de las obras de la L10, una línea fundamental para conectar el centro con Nazaret y con la zona de influencia del área metropolitana, completando así la red de Metrovalencia”.

FGV está ejecutando los primeros trabajos correspondientes a la construcción de la superestructura de vía, arquitectura y equipamiento del tramo subterráneo que cuenta con tres estaciones: Alicante, Russafa y Amado Granell.

Renovación de las líneas 1, 2 y 3

Arcadi España también ha informado de que está previsto que, en la sesión de este viernes, el Pleno del Consell autorice a FGV a iniciar la licitación para renovar los equipos de vía, pasos a nivel y desvíos de los tramos en superficie de las líneas 1, 2 y 3 de Metrovalencia, por un importe inicial de 40 millones de euros.

El conseller ha añadido que FGV también licitará la adquisición de piezas y mantenimiento de las unidades de metro que circulan actualmente, por un importe superior a los 12 millones de euros. “Se trata de actuaciones que, al igual que las que ya se ejecutan en la Línea 10, garantizan el futuro servicio que presta Metrovalencia a la ciudadanía de València, su área metropolitana y otras poblaciones de la provincia”, ha destacado el conseller.

Obras del tramo subterráneo de la Línea 10

Tras la limpieza de suelos y paredes, se están realizando trabajos de impermeabilización y reparación de juntas de muros. En los próximos días comenzará la ampliación de las rejillas de ventilación de las estaciones a fin de conseguir una mejor integración de éstas, con el entorno urbano.

Las actuaciones previstas a lo largo del tramo subterráneo cuentan con un presupuesto superior a los 25 millones de euros y comprenden la instalación de la totalidad de la doble vía, aparatos de vía, drenajes, bombeos y canalizaciones laterales para instalaciones; y los trabajos de arquitectura de las tres estaciones que incluyen albañilería, acabados, pavimentos, revestimientos verticales, mobiliario, etcétera.

El proyecto de construcción del conjunto de esta línea cuenta con un presupuesto de 50 millones de euros y está cofinanciado por la Unión Europea, a través del programa operativo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) de la Comunitat Valenciana 2014-2020.

Actuaciones ya ejecutadas y en licitación

Como parte de las actuaciones previstas por la Generalitat de cara a la puesta en marcha de la Línea 10, el pasado mes de febrero se completaron las obras de construcción de la rampa que conecta los tramos subterráneos y en superficie a la altura de la avenida Amado Granell y que ha incluido, también, la construcción de la parada en superficie de Hermanos Maristas, por un importe superior a los 3,8 millones de euros.

El mes pasado se retomó el proceso de licitación de las actuaciones pendientes, que se había paralizado por la declaración del estado de alarma. La primera de estas actuaciones incluye la instalación de los sistemas de señalización, comunicación y seguridad de la línea, presupuestada inicialmente en 7,1 millones de euros.

El otro contrato afecta a las obras de adecuación del tramo en superficie, que comprende la urbanización y equipamiento de las paradas y del alumbrado del tramo ya ejecutado, así como de la construcción de los talleres o depósitos provisionales en Natzaret. Esta última licitación asciende a 8 millones de euros.